La tecnología en nuestras viviendas: casas inteligentes


Los avances tecnológicos han ido insertándose poco a poco en nuestras vidas con la finalidad de hacérnoslas más cómoda y fácil. Seguro que normalizas la posibilidad de ver a través de la cámara de tu porterillo quién llama; o disfrutas de la comodidad de salir del ascensor y que se enciendan las luces del descansillo de la escalera. Estas pequeñeces son un buen ejemplo de la inclusión de la tecnología en las viviendas, llegando a la situación de tener casas casi inteligentes. Evidentemente no estamos haciendo referencia a las casas propias de las películas de Ciencia-Ficción. Son cuestiones más accesibles y que pueden favorecer que tu vivienda se encuentre súper actualizada.

Los avances en este sentido han sido enormes y el funcionamiento sencillo. Dentro del hogar contamos con un panel central que nos permite controlar todos los elementos. También podemos conseguir dicha función desde un ordenador o, inclusive, desde nuestro propio teléfono móvil.  Esta posibilidad se torna francamente atractiva, dado que ofrece grandes ventajas cuando estamos en periodos vacacionales o fuera de nuestra vivienda habitual.

Ahora vamos a centrarnos en aquellas opciones que, a nuestro parecer, resultan más atractivas.

  • En cuanto a la seguridad en el hogar, te va a permitir manejar tus cámaras de video-vigilancia, o bloquear y abrir las puertas a tu elección. Esto resulta muy útil, si tienes la desgracia de ser asaltado en casa por algún ladrón, dado que puedes dejarle encerrado en una zona del hogar; o establecer un sitio seguro para ti y tu familia. Todo ello mientras puedes ponerte en contacto con tu asistente de seguridad en busca de ayuda.
  • Es muy eficaz para el control del gasto de energía, dado puedes programar tus persianas para que aprovechen el mayor tiempo posible la luz del sol o controlar la temperatura de tu hogar, evitando el derroche en la calefacción.
  • A nivel lúdico, puedes programar desde la oficina la grabación de tu serie favorita o conectar los altavoces para que la casa tenga la misma música ambiental.

Si te planteas que resulta un auténtico engorro ponerlo en tu hogar, tienes la opción de optar por las alternativas sin cables. Atrévete a dar un paso hacia el futuro.